martes, 23 de abril de 2013

Cómo aprovechar cada fase lunar para nuestro crecimiento interior y lograr lo que queremos

La Luna está presente en la vida del planeta. Como en lo relacionado con el ciclo de las mareas, el crecimiento de las plantas, en las temporadas de pesca  y hasta en los ciclos femeninos. De igual forma, existen algunos estudiosos que indican que las fases de la Luna tienen que ver con los índices de accidentes, suicidios y crisis personales, pues aseguran que nuestras emociones se ven influenciadas por las fases de este satélite natural de la Tierra.
A continuación una breve descripción  de lo caracteriza a cada ciclo lunar para que aproveches su energía al máximo

Luna nueva:
Es una etapa  propicia para iniciar cosas nuevas, pues es una época de fertilidad en todos los sentidos. Lo que se siembre en este tiempo se podrá cosechar con éxito en un futuro. Es el momento ideal para emprender los proyectos que han estado estancados en el pasado. Decídete a hacer lo que deseas y hazlo con la total convicción de que saldrás adelante. Si aprovechas este tiempo, la cosecha no sólo será buena, sino que también será rápida. En cuanto a tu yo interno, es el tiempo de pensar en tus deseos más auténticos para proyectarlos en un futuro.



Luna creciente:

 Fase donde lo que se inició en Luna nueva sigue su curso. Es decir, lo que sembraste en la fase lunar pasada, aquí se hace efectivo. Es una etapa donde se genera mucha energía positiva, lo que da como resultado el crecimiento de todo lo que existe. Así que, es una etapa que se caracteriza por la abundancia, el progreso y la prosperidad.
En lo que tiene que ver con nuestro desarrollo personal, es un tiempo de satisfacciones, donde las necesidades y los deseos más íntimos van tomando forma para nuestro bien y el de los demás.

Luna llena:
Se caracteriza porque se completa el ciclo que se dio en la etapa anterior. Esto es, lo que se sembró sigue en crecimiento y, de igual forma, sigue la recolección de lo sembrado. Es aquí cuando se completa el ciclo al ver los resultados finales de lo que se sembró en el pasado. Es en esta etapa que los logros toman el lugar más alto y llegan las satisfacciones por lo obtenido. Es el tiempo donde se reciben las recompensas merecidas por el trabajo y la dedicación.
En el amor, es un tiempo donde las energías fluyen de manera natural y las parejas suelen encontrar la estabilidad. Si no tienes novio, es la época perfecta para que logres estar con la persona que quieres. También es el tiempo ideal para cargar con energía lunar accesorios de cuarzo o plata (collares, anillos, aretes); te darán suerte y también muy buena vibra.

Luna menguante:
Es un tiempo de recogimiento, de concentración y reflexión. Es el lapso ideal para aprender cuánto se ha ganado en los otros tres periodos lunares. Es el momento de revisar lo bueno y lo malo que se ha obtenido y hecho. De esta forma, te estarás preparando para hacer correcciones si fuera necesario y enfocar tu energía positiva para lograr tus nuevos objetivos en el futuro.


new clases de inglés

www.checkarcredito.com


RITUALES SI QUIERO


Tirada del Tarot Gratis prueba 10 minutos sin compromiso llamada gratis:800-982-1648